Andalucía Emprende y Ayuntamiento de Torremolinos firman un convenio para fomentar la actividad emprendedora local

26

Ago

Andalucía Emprende y Ayuntamiento de Torremolinos firman un convenio para fomentar la actividad emprendedora local

cid_6B8EEB7D-072F-404A-A3FE-AE4B5BA2BFE8

El sistema andaluz de emprendimiento ha asesorado en el primer semestre del año a un total de 7.458 emprendedores, que han creado 6.407 nuevas empresas y han generado 7.865 nuevos puestos de trabajo en Andalucía. Así lo ha destacado el consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano, que ha presidido la firma de un convenio entre el Ayuntamiento de Torremolinos y la entidad Andalucía Emprende, para fomentar la actividad emprendedora en este municipio.

Por su parte el alcalde de Torremolinos, José Ortiz, ha valorado la apuesta de la Consejería de Economía y Conocimiento por el municipio a través del CADE, que “viene desarrollando una labor de asesoramiento al emprendimiento, que ha dado lugar a la creación de empresas y por tanto un vital fomento del empleo local”. El alcalde ha recordado que desde 2012, el CADE desarrollaba sus servicios en Benalmádena, pero que gracias al buen entendimiento con la Consejería, ya cuenta con oficina propia en Torremolinos desde noviembre, “de manera que los torremolinenses puedan recibir estos servicios tan importantes aquí, en el Ayuntamiento”.

Un servicio que se ha duplicado desde su puesta en marcha, ya que comenzó con dos días de atención a los emprendedores, y ya cuenta con cuatro, de lunes a jueves. Además, “pondremos en marcha próximamente un coworking en colaboración con la EOI, que reactivará la inversión pública y privada a través del área de emprendimiento, permitiendo así desarrollar un centenar de proyectos empresariales basados en la innovación turística, las TIC o la creatividad cultural”. Un espacio de trabajo, “donde el CADE también tendrá un papel primordial, para tutorización de proyectos y su encauzamiento a través de aceleradoras e incubadoras para su desarrollo”.

Ramírez de Arellano ha explicado que el personal técnico especializado de Andalucía Emprende, entidad dependiente de la Consejería de Economía, ha ayudado además en el primer semestre a la elaboración de 277 planes de desarrollo, que han generado 567 puestos de trabajo más, que sumados a los generados por las nuevas empresas alcanzar un total de 8.432 nuevos empleos en la región.

Para el titular de Economía, “la política pública de apoyo a los emprendedores está justificada en la necesidad de seguir construyendo un tejido empresarial de mayor tamaño, más numeroso y más competitivo”.

En esta línea, ha recordado que en marzo el Gobierno andaluz aprobó el anteproyecto de la nueva Ley de Fomento del Emprendimiento de Andalucía, “que coloca el emprendimiento al nivel de otros derechos ya conquistados”, y que “no parte de cero, ya que Andalucía ya tiene mucho avanzado en este camino, aunque queremos ir más allá y ofrecer como un derecho la posibilidad de acceder a un completo sistema de fomento y desarrollo del emprendimiento: el sistema andaluz para emprender”.

El consejero ha señalado que el Gobierno andaluz “tiene muy claro el modelo de emprendimiento que quiere para Andalucía, necesitamos empresas con potencial de crecimiento, competitivas, modernas, tecnológicas, innovadoras y con visión internacional”.

En este sentido, ha apuntado que la comunidad “está dando pasos decididos para que los emprendedores con ideas de negocio que reúnan estas condiciones tengan todos los recursos de apoyo a su alcance en el sistema andaluz para emprender, en el que la piedra angular es la labor de Andalucía Emprende”.

Según Ramírez de Arellano, los resultados del Barómetro del Emprendimiento de Andalucía, publicado hace unos días, “demuestran que el sistema andaluz para emprender está siendo efectivo”. Entre ellos, ha destacado que en torno al 60% de los emprendedores andaluces espera un crecimiento en clientes y facturación en los próximos 12 meses y un 33% cree que ampliará plantilla.

Respecto al convenio firmado con el Ayuntamiento de Torremolinos, el consejero de Economía ha explicado que permitirá “seguir potenciando proyectos emprendedores en la provincia de Málaga”, donde la Junta cuenta ya con 26 Centros de Apoyo al Desarrollo Empresarial (CADE).

Para Ramírez de Arellano, “la articulación del territorio debe hacerse sobre la base del capital humano y el emprendimiento, lo que nos lleva a colaborar eficazmente con los municipios, en este caso con el de Torremolinos, para avanzar juntos en este objetivo”.

Más datos del balance semestral

El balance de Andalucía Emprende del primer semestre del año refleja además que las personas emprendedoras que han impulsado nuevas empresas son en su mayoría jóvenes (64,5% menores de 40 años), destacando una elevada presencia de mujeres (40,61%), y estiman una inversión inicial de 70,8 millones de euros.

En relación a la forma jurídica de las nuevas firmas, destaca el empresariado individual, que representa un 83,10% del total, con 5.324 empresas. Le siguen las sociedades mercantiles, con 907 proyectos (14,16%); otras formas jurídicas como las sociedades civiles o las comunidades de bienes, con 97 (1,51%); y la economía social, con 79 (1,23%).

Sobre los sectores de actividad, el de servicios representa el 81% del total, con 5.195 empresas; seguido de la construcción, con 541 (8,44%); industria, con 316 (4,93%); el sector primario, con 194 (3,03%); y el de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC), con 161 firmas (2,51%).

En materia de empleo, el 90,63% del generado por las nuevas empresas ha sido por cuenta propia, destacando una elevada presencia de mujeres en su ocupación, que alcanza el 41,93%.

Además, durante la primera mitad del año el personal técnico de Andalucía Emprende ha realizado 18.031 atenciones a personas usuarias; ha impartido formación en gestión empresarial a 10.512 personas emprendedoras, a través de 1.303 cursos; ha ayudado en la tramitación de 1.547 solicitudes de incentivos públicos; y ha tutorizado 1.794 proyectos empresariales en materias de creación y consolidación, modernización, innovación y cooperación.

Asimismo, Andalucía Emprende ha incubado este semestre 725 iniciativas empresariales, un servicio que incrementa en un 6% el índice medio de supervivencia de las empresas que lo reciben transcurridos tres años del inicio de la actividad.

En la provincia de Málaga, el sistema andaluz para emprender ha asesorado en el primer semestre a 1.441 emprendedores que han creado 1.224 empresas y 1.597 empleos, siendo ésta la primera provincia en generación de puestos de trabajo e inversión (14 millones de euros).

Fomento de la cultura emprendedora

Junto a los servicios de apoyo a emprendedores y empresas, Andalucía Emprende desarrolla programas y acciones para fomentar la cultura emprendedora en el ámbito regional, provincial y local, que tienen como principales objetivos responder a demandas específicas de distintos colectivos emprendedores y generar oportunidades de negocio en sectores estratégicos.

En este apartado, en los primeros seis meses de este año se han realizado 3.234 actuaciones, que han contado con la participación de 66.338 personas. El 65,86% de esas actuaciones (2.129) han sido desarrolladas junto a la Consejería de Educación para promover el emprendimiento en las aulas. En ellas han participado 43.198 estudiantes de todos los ciclos formativos (desde Primaria hasta la Universidad).

Andalucía Emprende es una entidad adscrita a la Consejería de Economía que fomenta la cultura emprendedora y la actividad empresarial andaluza mediante actuaciones y servicios de apoyo a personas emprendedoras, destinados a impulsar la creación y el desarrollo de empresas y empleo en el territorio.

Para ello, cuenta con una infraestructura de 258 centros y 61 puntos de información, agrupados en 215 Centros de Apoyo al Desarrollo Empresarial (CADE), donde el personal técnico especializado ofrece, entre otros, servicios gratuitos de asistencia, asesoramiento técnico cualificado, formación, tutorización y alojamiento empresarial, así como una amplia gama de programas y de acciones de dinamización y fomento de la cultura emprendedora.

Además, ofrece un servicio de alojamiento empresarial en naves industriales u oficinas, que permite a los emprendedores contar con un espacio en el que desarrollar su actividad durante un tiempo determinado, con el apoyo permanente del personal técnico especializado, que les acompaña en todo el proceso de creación y desarrollo empresarial. Este servicio, destinado a proyectos sujetos a requisitos específicos de competitividad e innovación, se ofrece en dos modalidades: pre-incubación, por un periodo máximo de seis meses, para proyectos que aún no se han constituido como empresa, e incubación, para empresas ya constituidas, que pueden ocupar el alojamiento durante un año en el caso de oficinas y durante tres en el de naves.